¿Qué horario es el mejor para entrenar en el Gym? «Descubre los beneficios e inconvenientes de cada opción”

¿Qué horario te conviene más para ir al gimnasio?

Gym Frances te lo va a dejar bien clarito, ya que pensamos que tanto nuestros clientes como cualquier lector casual que este pensando empezar a entrenar en un gym siempre tiene esa duda como primera opción a elegir.

Muchas personas se preguntan cuál es el mejor momento del día para entrenar en el gimnasio y obtener los mejores resultados. La respuesta depende de varios factores, como tu ritmo de vida, tus objetivos y tus preferencias personales. En este artículo te mostramos las ventajas y desventajas de ir al gimnasio por la mañana, por la tarde o por la noche, y te damos algunos consejos para que elijas el horario que más te beneficie.


Entrenar por la mañana

Ir al gimnasio por la mañana puede tener muchos beneficios para tu salud física y mental. Algunos de ellos son:

  • Te ayuda a empezar el día con energía y buen humor, lo que mejora tu productividad y tu concentración.
  • Te permite dormir mejor por la noche, ya que el ejercicio regula tu ciclo circadiano y favorece la relajación.
  • Te evita posponer o saltarte el entrenamiento por falta de tiempo o motivación, ya que lo haces lo primero del día.
  • Te deja tiempo libre para otras actividades durante el resto del día, como el ocio, la familia o los amigos.

Sin embargo, entrenar por la mañana también tiene algunos inconvenientes que debes tener en cuenta. Algunos de ellos son:

  • Requiere levantarte más temprano de lo habitual, lo que puede ser difícil si no duermes lo suficiente o si te acuestas tarde.
  • Puede afectar a tu desayuno, que es una comida esencial para aportarte energía y nutrientes. Si entrenas en ayunas, puedes sentirte débil o mareado. Si entrenas después de desayunar, puedes tener problemas digestivos o pesadez.
  • Puede causarte cansancio o somnolencia durante el día, sobre todo si haces un ejercicio muy intenso o prolongado.

Si decides ir al gimnasio por la mañana, te recomendamos que:

  • Preparares la ropa y la mochila la noche anterior, para ahorrar tiempo y evitar olvidos.
  • Comas algo ligero antes de entrenar, como una fruta, un yogur o una barra de cereales. Evites los alimentos grasos o azucarados que pueden ralentizar tu digestión.
  • Bebas mucha agua antes, durante y después del ejercicio para hidratarte bien y evitar la deshidratación.
  • Calientes bien antes de empezar a entrenar para activar tus músculos y articulaciones y prevenir lesiones.
  • Adaptes la intensidad y la duración del ejercicio a tu nivel físico y a tus objetivos. No te exijas más de lo que puedes dar ni te quedes corto.
  • Estires bien al terminar el entrenamiento para relajar tus músculos y evitar contracturas o dolores.

Entrenar por la tarde

Ir al gimnasio por la tarde puede ser muy conveniente para tu rutina y tu rendimiento. Algunos de los beneficios son:

  • Te permite aprovechar las horas de luz natural para hacer otras actividades por la mañana, como trabajar, estudiar o hacer recados.
  • Te ayuda a liberar el estrés y la tensión acumulados durante el día, lo que mejora tu estado de ánimo y tu salud mental.
  • Te permite entrenar con más energía y fuerza, ya que tu temperatura corporal y tus niveles hormonales son más altos por la tarde que por la mañana.
  • Te facilita el contacto social con otras personas que comparten tu afición por el ejercicio físico, lo que puede motivarte más y hacer más divertido el entrenamiento.

Por otro lado, entrenar por la tarde también tiene sus inconvenientes, y es importante que los tengas en cuenta. Algunos de los inconvenientes son:

  • Puede ser más difícil encontrar tiempo para ir al gimnasio por la tarde, ya que suele haber más compromisos laborales o personales que pueden interferir con tu horario.
  • Puede afectar a tu cena, que es una comida importante para recuperarte del esfuerzo y nutrirte. Si entrenas antes de cenar, puedes tener más hambre y comer más de lo necesario. Si entrenas después de cenar, puedes tener problemas digestivos o insomnio.
  • Puede alterar tu ritmo circadiano y dificultar tu sueño, sobre todo si haces un ejercicio muy intenso o estimulante.

Si decides ir al gimnasio por la tarde, te recomendamos que:

  • Planifiques tu agenda con antelación y reserves un espacio para el entrenamiento, para evitar que otros asuntos te lo impidan.
  • Comas una merienda equilibrada unas dos horas antes de entrenar, para tener energía y evitar el hambre. Incluye proteínas, hidratos de carbono y grasas saludables en tu snack.
  • Bebas mucha agua antes, durante y después del ejercicio para hidratarte bien y evitar la deshidratación.
  • Calientes bien antes de empezar a entrenar para activar tus músculos y articulaciones y prevenir lesiones.
  • Adaptes la intensidad y la duración del ejercicio a tu nivel físico y a tus objetivos. No te exijas más de lo que puedes dar ni te quedes corto.
  • Estires bien al terminar el entrenamiento para relajar tus músculos y evitar contracturas o dolores.
  • Cenes algo ligero y saludable después de entrenar, para recuperarte del esfuerzo y nutrirte. Evita los alimentos pesados, picantes o estimulantes que pueden dificultar tu digestión o tu sueño.

Entrenar por la noche

Ir al gimnasio por la noche puede ser una opción interesante para algunas personas. Algunos de los beneficios son:

  • Te permite aprovechar el día al máximo para hacer otras actividades, como trabajar, estudiar, hacer recados o disfrutar del ocio.
  • Te ayuda a desconectar de las preocupaciones y los problemas del día, lo que mejora tu estado de ánimo y tu salud mental.
  • Te permite entrenar con menos gente y más tranquilidad, ya que suele haber menos afluencia en el gimnasio por la noche.
  • Te permite adaptar el entrenamiento a tu ritmo biológico, si eres una persona nocturna que funciona mejor por la noche.

Por otro lado, entrenar por la noche también tiene sus inconvenientes, y es importante que los tengas en cuenta. Algunos de los inconvenientes son:

  • Puede afectar a tu sueño, ya que el ejercicio eleva tu temperatura corporal, tu frecuencia cardíaca y tu nivel de adrenalina, lo que puede dificultar la relajación y el descanso.
  • Puede afectar a tu alimentación, ya que puede aumentar tu apetito o disminuirlo. Si comes demasiado después de entrenar, puedes tener problemas digestivos o engordar. Si no comes lo suficiente después de entrenar, puedes perder masa muscular o tener carencias nutricionales.
  • Puede interferir con tu vida social o familiar, ya que puede reducir el tiempo que dedicas a estar con tus seres queridos o a hacer otras actividades placenteras.

Si decides ir al gimnasio por la noche, te recomendamos que:

  • Organices tu día con antelación y reserves un espacio para el entrenamiento, para evitar que otros asuntos te lo impidan.
  • Comas una cena equilibrada unas dos horas antes de entrenar, para tener energía y evitar el hambre. Incluye proteínas, hidratos de carbono y grasas saludables en tu cena.
  • Bebas mucha agua antes, durante y después del ejercicio para hidratarte bien y evitar la deshidratación.
  • Calientes bien antes de empezar a entrenar para activar tus músculos y articulaciones y prevenir lesiones.
  • Adaptes la intensidad y la duración del ejercicio a tu nivel físico y a tus objetivos. No te exijas más de lo que puedes dar ni te quedes corto.
  • Estires bien al terminar el entrenamiento para relajar tus músculos y evitar contracturas o dolores.
  • Comas algo ligero y saludable después de entrenar, para recuperarte del esfuerzo y nutrirte. Evita los alimentos pesados, picantes o estimulantes que pueden dificultar tu digestión o tu sueño.
  • Te duches con agua templada después de entrenar, para bajar tu temperatura corporal y relajar tus músculos.
  • Te relajes con alguna actividad tranquila antes de dormir

Conclusión de Gym Frances a ti que tenias dudas

Como has visto, el horario que elijas para ir al gimnasio puede influir en tu salud, tu rendimiento y tu bienestar. Cada opción tiene sus ventajas y sus desventajas, y lo importante es que encuentres la que mejor se adapte a ti. Para ello, debes tener en cuenta tus necesidades, tus preferencias y tus objetivos. Y también debes seguir una serie de consejos para aprovechar al máximo tu entrenamiento y evitar problemas.

En el gimnasio francés de Dos Hermanas te ofrecemos un servicio personalizado y de calidad para que puedas entrenar cuando quieras y como quieras. Contamos con instalaciones modernas y equipadas, profesionales cualificados y motivados, y una amplia variedad de actividades y clases para todos los gustos y niveles. Ven a conocernos y descubre todo lo que podemos hacer por ti.

Y si quieres estar al día de las últimas noticias y consejos sobre fitness, salud y bienestar, no te pierdas nuestro blog. Aquí encontrarás información útil y práctica para mejorar tu calidad de vida y alcanzar tus metas. Síguenos y comparte con nosotros tu pasión por el deporte.


Aun no estas suscrito a nuestro boletín de noticias?

usa este simple formulario recibirás avisos de cuando colgamos una nueva noticia en tu correo y no te perderás nada de Gym Frances.

NO TE PIERDAS NADA

Sé el primero en recibir las ultimas noticias colgadas

¡No hacemos spam! Lee nuestra [link]política de privacidad para obtener más información.

P,D: RECORDAMOS A NUESTROS LECTORES QUE EL CONCURSO FOTO-GYM CON PREMIO DE UN MES GRATIS DE ACCESO SIGUE EN CURSO

Pulsa sobre la imagen para acceder al post del concurso para ver las bases y participa!!!